View photo
  • hace 6 horas
  • 18

El comienzo de un trabajo en proceso…

En un gran espectro de chatarra y mala soldadura metálica, en un anciano barco cubierto de años y viajes, atracaba, el día 2 de marzo de 1878 de la Cuarta edad, el Capitán de los capitanes; Ériol Felwer, en el puerto lunar de Admur.

Con su presencia desaliñada de ojos perdidos, pelo y barba revueltos y una ropa de tercera o cuarta mano miraba al horizonte esperando la entrada a la pasarela de desembarque.

La nave, el Ampure I, se alejaba de las rápidas y modernas embarcaciones del momento de manera supina, pese a que en su día fue el terror de la galaxia, pues ahora lucía su esplendor en la roña de su casco.

El capitán también se alejaba de la fama y la relevancia de sus compañeros de gremio siendo de forma certera y por razones bien argumentadas, el marinero más decadente que pisara el gran Puerto el día 2 de Marzo de 1878.

Otra Chusma de la misma calaña le acompañaba. Alguien que gozó de sus días de fama y honor pero que ahora no llegaba ni a la mitad de lo que un día fue: Doctor en medicina y antropología en la Universidad de Andree-Visae, no llegándose a saber cómo acabó de primer oficial en un barco dedicado a la búsqueda de criminales para cobrar su recompensa. Era el señor Glount. Y el señor Glount significaba un andruisen robusto, alto, de pelo canoso al igual que la rizada barba de donde surgían los tentáculos característicos de su especie y una camisa poblada de lamparones con vida e historia propias.

- Este que ves aquí que parece vino- decía- es la sangre de un Masterdordentor de los planetas Acuario cuando le clavé mi cuchillo en su estómago para poder extraerle los fluidos, difíciles de conseguir y a muy alto precio en cualquier lugar de la galaxia-.

Todas estas y muchas historias más contaba cuando alguien le preguntaba algo, se diría que tenía un principio de demencia senil por su avanzada edad pero en realidad era el ron y su propia amargura aquello que le hacía desvariar y no andar en sus cabales.

Pese a todo el capitán le apreciaba, era el único amigo que tenía y el único en la faz de la galaxia en quien se sentía capaz de confiar.

Después de tantos años de aventuras, estos dos individuos, a esas alturas del viaje, se habían quedado sin prácticamente nada y su único ingreso era el del tráfico de febrolio, lo más bajo de lo más bajo, pues traficar con febrolio era casi como traficar con agua. Un mineral líquido y altamente inestable utilizado para la energía de las embarcaciones, un riesgo si no se almacena correctamente y muy demandado antes de que se utilizaran formas menos rudimentarias de generar energía en los buques. Ahora la demanda era escasa y solo los marineros más miserables como el capitán Felwer tenían intereses en este mineral tan peligroso, quién sabe para qué.

No tenía una tripulación fija, a excepción del ya nombrado señor Glount que le acompañaba fuera donde fuese. Contrataba a los marineros que le acompañaban por dos meses y luego dejaban el barco, no eran más que ladrones y desalmados que se vendían muy barato por su mala fama y que te desmantelaban la nave en cuanto bajabas la mirada. Como en el Ampure I no había nada que desmantelar, Felwer no se preocupaba de esta escoria ni cuando dormía.

Admur era el puerto más importante de la galaxia y constituía el centro neurálgico de los intercambios comerciales de todo tipo. Se situaba en órbita alrededor de Aren-Tubel, el planeta clave y centro de la galaxia el cual solo podía ser pisado por las siete Especies bendecidas por el Ser; aquellas que gobiernan la galaxia…

En realidad la historia es mucho más compleja, no es que hubiera una tiranía ni nada por el estilo,  pero sí hay establecida una ligera jerarquización. En conclusión, todo esto para decir que Admur era tan grande e importante por la impotencia de las demás especies alienígenas de penetrar en el planeta- capital.

El buque atravesó el anillo del generador de gravedad y la tracción que producía el Gran satélite lo atrajo con fuerza mientras el capitán daba la orden de encender los motores auxiliares y conectar las hélices para dirigir la nave al muelle sin ningún percance.

El Ampure descendió varias plantas que le acercaban más y más al núcleo de la estación. Y poco antes de llegar a este lugar paró por completo sus motores y se plegaron las aletas de babor y estribor mientras se amarraban las sogas a las abrazaderas del muelle para permitir desplegar una pasarela que bajase a tierra donde más tarde descargarían la mercancía.

Es el principio de una novela que me está gustando bastante la forma que va cogiendo… 

View text
  • #literatura #Diegomlvlanco #novela #comienzo
  • hace 6 horas
View photo
  • hace 6 horas
  • 659
View video
  • hace 6 horas
  • 39
View photo
  • #art #illustration #drawing #Diegomlvlanco
  • hace 7 horas
  • 3
View photo
  • hace 10 horas
  • 272
View photo
  • hace 10 horas
  • 116
View photo
  • hace 10 horas
  • 184
View photo
  • hace 10 horas
  • 178
View photo
  • hace 10 horas
  • 1880
View photo
  • hace 10 horas
  • 711
View photo
  • #elenaponiatowska #queridodiegoteabrazaquiela #premiocervantes #dedicatoria #literatura
  • hace 17 horas
  • 2
View photo
  • hace 1 día
  • 28
View photo
  • hace 1 día
  • 5006
View photo
  • hace 1 día
  • 3097
x Adventure Time - Jake 3